Just another WordPress.com site

Archivo para la Categoría "maltrato psicológico"

Violencia Infantil Padres que abusan “Detrás del Síndrome”

“Mucho tiempo y trabajo costó que el padre de mi hijo Max pasara la cuota alimentaria. Fue entre amenazas, gritos, violencia de su parte hacia mí y también, aunque yo no pude verlo antes, contra nuestro propio hijo.  Después del abandono sus amenazas continuas y las visitas por sorpresa para entrar en la casa y pegarme, me llevaron a seguir denunciando y después de varias golpizas y maltratos logramos que la justicia le prohíba acercarse a nuestra casa.

Respuesta a esta decisión fue que poco a poco dejara de pasar la cuota alimentaria de Maxi. También dejó de llevarlo, de acuerdo al régimen de visitas, dejaba pasar dos fines de semana y volvía. Al principio , cuando comenzó a llevarlo Maxi estaba feliz de estar con su padre unos días, sin embargo muchas veces lo llamaba por teléfono avisando que lo pasaba a buscar y no aparecía, todas esas promesas incumplidas angustiaban a nuestro hijo. Pero esto cambió con el pasar del tiempo. Casi un año más tarde, cuando su padre empezó a llevarlo cada tanto, notaba que Maxi se distendía y casi se alegraba que su padre no viniera, yo no entendía bien por qué..y notaba que algo estaba callando..

Hoy sé con seguridad ( porque creo totalmente en la palabra de mi hijo Max que con sus 6 años está pidiendo auxilio como puede)  que este hombre, mi ex marido, el padre de Max..”si puede llamarse padre” , ha estado abusando de El por muchos meses cada vez que lo llevaba. Vivió un infierno que Max describe  con dibujos y algunas palabras, sintió (y todavía siente)  miedo, horror, nerviosismo, esclavitud.. que empezaban los jueves o viernes antes que lo llevara. Yo no entendía que pasaba, le preguntaba y El no contestaba, y los sábados aquellos lo llevaba…, y yo me quedaba preocupada y sin entender. (más…)

MUJERES ASESINADAS Emisión Broadcast

http://www.spreaker.com/user/stellita/feminicidios_mujeres_asesinadas

La violencia recrudece en el mundo entero, sea por razones económicas, de raza, de género; existen miles de mujeres maltratadas que siguen conviviendo por diversas razones, o abandonadas y dejadas en las calles , muchas con sus hijos; existen mujeres acosadas verbal, emocional y físicamente no sólo en sus casas, sino también en sus trabajos, en búsqueda de trabajos (donde abundan las proposiciones abusivas entrando así en violencia sexual) , en lugares públicos, etc.

Los femicidios, asesinatos de mujeres, comienzan por lo general por una discusión grave y descontrolada. Las esposas son las víctimas más frecuentes, las novias o ex novias, y las concubinas son asesinadas con más frecuencia que las ex esposas. Mujeres de todas las edades son potenciales víctimas de femicidio, que es el acto final de violencia contra la mujer.

Entonces es fundamental destacar que los femicidios , al ser el acto final de violencia contra la mujer, denota que antes existió violencia emocional y física en la pareja cuando convivían.Esto implica que se deben aplicar estrategias educativas y clínicas encaminadas a evitar la violencia familiar.

AUDIOS Y REPORTE GRATIS!!!.Los primeros pasos para salir de la violencia emocional en la pareja. Haz clic aquí.

ACOSO SEXUAL LABORAL Violencia encubierta

“Finales de los años 80, tenía unos 20 años cuando empezó mi trabajo en aquella empresa que crecía. Al ingresar estaba feliz y fui dominando el trabajo como recepcionista y secretaria, sin embargo mis días tranquilos y normales de trabajo se encaminaban hacia un tiempo  tortuoso, donde el acoso que empezó esporádico, se transformó en cotidiano y empezó a arruinar mi mente. Aquel gerente de la empresa, a quien todos respetábamos y se mostraba serio y con principios, se transformó para mí en un ser insoportable, maníaco, un personaje oscuro que comencé a temer cada vez que llegaba por las mañanas, cada vez que me llamaba a su oficina por alguna tarea. 

Una de esas veces que me llamó a su oficina, yo llevaba el listado completo que me había pedido, solo lo puse en su escritorio y me disponía a irme ,cuando me pidió que tomara asiento y ahí fue cuando por primera vez me dijo en forma directa que deseaba tener sexo conmigo.  Quedé paralizada por unos segundos, pero una fuerza interna salió de mí para decirle que “estaba en la empresa sólo para trabajar y no para otras cosas”. El dijo haber entendido y que la conversación y el tema se terminaban ahí. Pero esto no fue así.

Al tiempo volvió a molestarme, llegaba y se me acercaba tratando de tocarme, y muchas veces alguien pasaba por ahí (estaba en ese entonces sola en la recepción de la compañía) o justo alguien quería entrar , entonces El se alejaba.  Pero varias veces abusó con manoseos muy rápidos, y otras veces trataba de abrazarme o sentarme en sus piernas..Era tan horrible!! Siempre me levantaba rápido o lo separaba de mí como podía y quedaba muy nerviosa, y con el miedo que volviera a hacerlo. Esto pasó por largos meses, cuando me casé y quedé embarazada de mi hija dejó de molestar. Pero cada tanto intentaba algo… Nació mi segundo hijo y mi matrimonio se derrumbaba, mi ex nos abandonó a mis bebes y a mi.., poco a poco entré en una depresión que al principio se manifestaba con bajones de presión y mucha tensión. Empezaban mis ataques de pánico (pero nadie sabía en realidad lo que me pasaba..) . Me mandaban hacer estudios médicos, análisis, etc. pero terminaron medicándome y derivando a psicólogo. Estaba en crisis. Necesitaba más que nunca el trabajo para mantener a mis hijos y poder subsistir.

Y sin embargo, sufriendo tan pesada carga emocional y ya enferma..este hombre acosador, el gerente de la compañía, volvió a acosarme sexualmente, a buscar las maneras de poder tocarme. Y un día de esos, en un almuerzo de fin de año en un restaurante, El muy borracho tocó mi pierna y mi mente no pudo más y tuve mi primer ataque de pánico en medio de toda la gente y mis compañeros de trabajo, quienes dos de ellos me atendieron y pidieron ayuda, llegó una ambulancia y los paramédicos me inyectaron un fuerte ansiolítico. Yo sentía morirme en ese momento, todo se puso oscuro y no podía mover un músculo del cuerpo, quedé paralizada. De ahí en más, miles de terapias y tratamientos, medicaciones, etc.  se instalaron en mi vida..y hoy en día estoy viviendo con secuelas de ese infierno….” (más…)

VIOLENCIA ESCOLAR BULLYING NIÑOS LASTIMADOS Parte II

“En los primeros años de escuela, Lucas era muy buen alumno, iba tranquilo a clases y socializaba con sus pares. A partir del 4to. grado comenzaron los maltratos de algunos compañeros, insultos, le sacaban los útiles, pasaban papeles con amenazas de golpes, etc.

En los recreos , de alguna manera, lo acorralaban donde los maestros no vieran para darle patadas y empujones. yo lo llevaba y traía siempre de la Escuela y más aún cuando notaba que El ya no mostraba el mismo entusiasmo de los comienzos. Varios días, a la salida de la Escuela, notaba su cara pálida y seria, cuando llegabamos a casa casi no quería hablar del día, hasta que uno de esos días noté un terrible moretón en su pierna y otro en su brazo.

Después de intentar muchas veces para que cuente, logré saber que lo estaban acorralando cada vez para pegarle mientras lo insultaban, y los maestros ni se enteraban.  Pronto fui a la Dirección de la Escuela para avisar de estos maltratos y dijeron que lo vigilarían. Sin embargo ellos tenían que saber quienes eran esos chicos violentos porque andan en grupos.

Al tiempo se calmó algo el tema, pero mi hijo igual  no iba tranquilo a la Escuela. Tampoco rendía como otros años, sus calificaciones bajaron, no podía concentrarse en el estudio, empezó a aislarse. Yo seguía hablando todas las semanas con los directivos y ellos decían tener controlado el asunto y hacer los papeles y las citas correspondientes a los padres de los otros chicos, sin embargo estos padres no aparecían a las reuniones.

Un día me llaman del hospital de la zona avisando que Lucas estaba en observación. Fui desesperada y me encontré a mi hijo con un corte en la cabeza que tuvieron que coser, moretones en la cara, el pecho, los brazos..lo llevaban a rayos porque también tenía una fisura de mandíbula… Lucas no puede ir más a esa Escuela, las autoridades no pueden contactar a los padres de los violentos, a pesar de mis denuncias estos chicos solo fueron sancionados, llevados a la asistente y controlados , supongo, pero siguen en la Escuela, y si no se toman medidas más duras, seguirán molestando y lastimando a otros chicos. (más…)

La ira y el miedo como puentes para salir de la violencia emocional.Recuperando el control

Para Tí que estás conviviendo en un clima de violencia en tu hogar, sea violencia emocional, psicológica o física, tal como dijimos en el artículo anterior es necesario ese “clic” en tu mente lastimada, es necesario que “tomes conciencia de los cambios, como también si es posible, de los motivos de esos cambios” en tu vida, a partir de la violencia doméstica que comenzaste a vivir.

Como dijimos esto puede generar emociones fuertes, la cuales podrían estar dominadas por la ira y el miedo.

En muchos casos, estos sentimientos en la mujer maltratada le permiten impulsarse hacia afuera del círculo de violencia,  y paso a paso liberarse de una relación donde no hay posibilidades de acuerdo alguno.  Vuelvo a insistir en este punto, en que es fundamental detectar la violencia emocional desde los inicios, los primeros síntomas o demostraciones de maltrato , para poner límites y pactar, o bien terminar la relación antes de que se torne violenta en mayor grado.

Sin embargo hay que entender que incrementar la conciencia, si bien nos impulsa mayormente a reconocernos a nosotras mismas y valorarnos, también se puede avanzar y luego retroceder dentro de la espiral de violencia , estando así por largo tiempo quizás hasta que la mujer encare un cambio “activo”.

(más…)

Luchar para salir de la violencia.Reconstruir tu autoestima, recuperando el control.

La violencia emocional y psicológica, devenida en violencia física pasado el tiempo, es un tormento continuo en la vida cotidiana de la mujer y sus hijos.  Es fundamental siempre detectar los primeros ataques para poner un freno y pautar acciones y acuerdos que preserven a la familia, o bien tener en cuenta una separación del maltratador, o la disolución del matrimonio o de  la convivencia.

Tú que estás viviendo con la violencia instalada en tu hogar, tienes que “darte cuenta” en algún momento de todo lo que ha cambiado tu vida , y si tienes hijos cómo han cambiado ellos, a partir de que comenzaron los maltratos. Tomar conciencia es darte cuenta de estos drásticos cambios.

Generalmente esto empieza a ocurrir por medio de recuerdos , ideas o sentimientos de confianza, de alegría, donde comparados con tu estado actual se acciona esta toma de conciencia.  Ocurre entonces que te enfrentas a la realidad de que te sientes ahora incapacitada para funcionar y/o tomar decisiones. Muchas veces un recuerdo o una confrontación con el pasado “ilumina tu situación actual” y piensas en la transformación negativa de tu vida.

Entonces , suele pasar que donde antes eras hábil y exitosa o te sentías bien y segura, ahora esa situación de sólo pensarla te paraliza, y te sientes incapacitada para funcionar con eficiencia.

” Los días se volvían más difíciles, mi mente aturdida se preparaba cada día para soportar insultos, reproches y empujones cada noche. Vivía en continua ansiedad y miedo, prácticamente no pensaba que tenía que retornar al trabajo y estar lúcida.

Solo imaginarme regresando a mi puesto luego de la licencia, me paralizaba, me sumergía en la duda, me anclaba en una parálisis mental y física.  Todo aquello que tiempo atrás era cotidiano y normal, ahora era un desafío difícil que tenía que enfrentar. Me sentía una idiota  (como cada día El me decía), una antisocial preparándose para enfrentar al mundo, ese mundo en el cual unos años atrás, yo me sentía  bien, en contacto con la vida de una forma positiva…

Hoy puedo “darme cuenta” que di miles de pasos atrás en esta vida oscura, conviviendo en violencia emocional y hasta física. Hoy necesito salir a trabajar y sentirme confiada, vencer los fantasmas que habitan en el círculo de violencia doméstica…” (más…)

Sangrando,Lastimarme para huir de la violencia.Autolesión

“Miraba la sangre correr por mis brazos…, me gustaba, me asustaba, me dolía y me tranquilizaba. Tenía entonces, creo, unos 10 años cuando empecé a arrancar de mis brazos y piernas todas las cáscaras de heridas que querían sanar..pero yo no las dejaba..yo quería verme sangrar, y a pesar de los esfuerzos de mi madre: castigos, guantes, golpes, etc., yo seguía con este ritual que en el fondo me gustaba. Cuando fui adolescente ya casi no me lastimaba, tuve unos años de sangrar menos..bastante menos, quizás encontraba placer en otras cosas… , estudié, trabajé. Pasaron los años y conocí a quien fui mi marido, quedé embarazada, estaba trabajando, dejé las cosas que me gustaban y me hacían bien.., antes del año de convivencia comenzó la violencia, primero psicológica y verbal..entonces volvió a surgir ese gusto , dolor y placer juntos de verme sangrar, otra vez empecé a lastimarme, arrancar las cáscaras y volver a sangrar…, aún embarazada lo hacía ocultándolo a mi doctor , ya que lastimaba mis brazos y mi espalda..Un año después la violencia en casa creció, no pude ni sabía frenar esta violencia psicológica, entonces comenzaron los golpes, discusiones por cuestiones importantes como nuestra hijita, o triviales , por dinero (que él me sacaba de mi sueldo) por que nos dejaba solas, etc. Todas las razones llevaban a los golpes, El volvía a casa drogado y no se le podía hablar…Quería hablarle y tratar de razonar lo que nos pasaba pero era para pegar, marcarme, dejarme moretones en mis piernas, sus dedos marcados en mi cuello, por tirarme contra la pared para inmovilizarme y acercarme su cara furiosa insultándome y maltratando mi mente ya casi destruída, lastimando mi cuerpo, destrozando mi personalidad también gastada por mis propios maltratos, arruinando la mente de nuestra pequeña hija. Desde esos años, algunas veces al año lastimo mi piel y me veo sangrar y sangrar.. esa mezcla de dolor , placer y tranquilidad está dejando marcada mi piel con manchas marrones, cicatrices de heridas que vienen de un corazón y una mente atormentada desde hace más de 30 años…”

 

Audios y reportes GRATIS. los primeros pasos para salir de la violencia emocional en la pareja.Haz clic aquí.

Tú que estás viviendo en violencia emocional, psicológica y/o física en tu pareja, sufriendo maltratos mentales y físicos, quizás te sientas identificada con este artículo, ya que es probable que Tú te estés lastimando, mediante autolesiones, heridas que te provocas como otra vía de escape de esta terrible vida, como si esa descarga te tranquilizara, creando erróneamente en tu subconciente un estigma de deshago que en definitiva te hunde más en depresión, y sigue esclavizando tu vida. (más…)

Nube de etiquetas